Españoleando en Guirilandia

Soy cañí porque así me hizo Dios.

15 octubre 2005

Jaffar, el emiratoarabeunidense, desenmascarado

Atchung: No lea esta postal sin haber leído antes "El extraño caso de Jaffar, el emiratoarabeunidense".

Sábado 15 de Octubre
13:00 horas

Por fin recibo su llamada. Quedamos dentro de una hora en su casa.

14:00 horas
Estoy perdido en medio de la gran ciudad. Aún tardaré en llegar a su casa.

14:43 horas
Me llama. Sigo perdido. Me ofrece irme a buscar a donde estoy. Acepto.

14:53 horas
Me monto en su coche. Hablamos de ayer, de qué tal, asuntos menores varios. Me mira las uñas, que llevo pintadas de negro.
-Veo que te pintas las uñas. ¿Te gusta ser una chica?
Intento salir por la tangente. Por primera vez.

15:00 horas
Llegamos a su casa.
-Entonces, ¿vas a venir a vivir conmigo? Puedes pagar lo que quieras, al principio nada si no puedes, hasta que te asientes.
-¿Pero por qué tanto interés conmigo? Podrías encontrar a cualquier otro que te pagase los 75 pounds. ¿Por qué yo?
- Porque me inspiras confianza, en cuanto te vi supe que podía confiar en tí, y me gustaste.
- Te gusté... ¿En qué sentido?
- Me pareciste guapo, atractivo... me gustaste.
- Ah, ok... -me quedo un poco callado, desvio los ojos, mido mis siguientes palabras- Entonces... ¿eso significa que te gustan los chicos?
- Sí... me gustan los chicos.
- Bien.... si eso significa que eres gay, yo no tengo ningún problema al respecto, pero antes de pensar en venir a vivir aquí quiero dejar claro que yo no. ¿Es eso algún problema para tí?
- No, no, está bien. ¿No eres homosexual?
- No.
- ¿Entonces qué eres?
- Heterosexual.
- ¿No te gustan los chicos?
- Mmmmm no.
- Entonces, ¿qué te gusta?
- Las chicas.
- ¿Sólo las chicas?
- Sí.
- ¿Nunca has dormido con ningún chico?
- No.
- ¿Y no sientes curiosidad por probarlo?
- No.
- Nada de sexo ni nada, sólo dormir con alguno.
- No.
- ¿Por qué no? No sabes si te va a gustar. Tienes que probarlo al menos una vez para saber si te gusta o no. Si quieres podemos probarlo ahora mismo.
(...

*Parte censurada. Si alguien tiene especial interés puede pedirla y estudiaré su caso.

...)
Me deshago de su mano. Seguimos en su cama, viendo la peli en silencio. Había justo un espejo a través del cual el me veía a mí y yo a él. Levanto la vista y veo sus ojos viciosos clavados en mí, relamiéndose.

... y bueno, creo que con esto ya es suficiente para que os hagais una idea. La verdad que me lo he pasado superbién, y cuando nos hemos despedido no podía dejar de reirme. ¡Hoy por fin he sabido lo que es ser Mujer de verdad!

¡Londres!


* * *
La elipsis me ha parecido un recurso literario fenomenal. Pero quiero aclarar, no por mi propia honra sino por la ajena, que entre Jaffar y yo no paso nada.
Consta.

Etiquetas:

5 Comments:

Publicar un comentario

<< Home